A veces te llegas a acostumbrar a sentir dolor. Convives como si fuera lo más habitual, quizás porque llevas un tiempo haciéndolo o por la falta de tiempo para darles la importancia que merecen. Sin embargo, se trata de un error. Cuando el cuerpo duele es porque no está sano. Desde Centres Cruz Navarro, como expertos en fisioterapia en Barcelona, te queremos acercar a una de estas dolencias nos referimos a la trocanteritis. Descubrirás en qué consiste.

¿Qué es la trocanteritis?

La trocanteritis engloba varias enfermedades que están recogidas bajo este mismo nombre. Su origen es distinto. En realidad se trata de la inflamación del lugar en el que los músculos se insertan en el hueso del fémur.

Existe otra afección similar llamada bursitis trocantérea. En este caso se inflama una bolsa para contrarrestar la presión que puede ejercer la piel situada en el hueso. De esta manera, se evita que se forme una herida. Si esa bolsa se llena, el trastorno que se da es una bursitis. En su interior hay el conocido como líquido sinovial.

Debes tener en cuenta que el trocánter es un protuberancia del hueso que se encuentra situado en la parte superior y lateral del fémur. Es la zona donde también se insertan los tendones de los músculos de la cadera.

Por lo tanto, la trocanteritis es la inflamación del trocánter mayor del fémur y también de la bolsa que actúa como protección.

¿Cuáles son las causas de la trocanteritis?

Detrás de la trocanteritis existen diferentes causas. Además, está se presenta con mayor frecuencia en las mujeres y sobre todo entre los 40 y los 60 años edad. Estas son las razones por las que suele aparecer:

  • Varios golpes en una misma zona.
  • Que la articulación se sobrecargue.
  • Dismetría en las piernas.
  • Sobrepeso y obesidad.
  • Usar una prótesis de cadera.
  • Cirugías en la cadera.
  • Calcificación en la articulación.

¿Cómo se diagnostica la trocanteritis de cadera?

La trocanteritis de cadera se puede diagnosticar simplemente a través de una exploración física, ya que como hemos comentado es un problema que se palpa a través de la piel. Sin embargo, lo adecuado es realizar una prueba complementaria de imagen, como una ecografía.

Lo importante es que si notas alguno de los síntomas que has visto hasta ahora, te pongas en manos de tu médico para que pueda explorar la zona y realizar un diagnóstico. Después, llegará el momento de pasar a la acción como verás en el siguiente apartado.

¿Cuál es el tratamiento de la trocanteritis?

Lo primero que te pautará tu médico es que hagas reposo para no cargar la zona. Los antiinflamatorios de venta libre pueden funcionar muy bien, pero siempre te los tiene que recetar un profesional de la salud.

En ocasiones, será necesario recurrir a medicamentos más fuertes, como los corticoides. Lo normal es que se realicen infiltraciones en la zona afectada para calmar los síntomas.

Otra manera de disminuir el problema es bajar de peso. Está claro que no es un consejo fácil de seguir, todo lo contrario, pero es vital hacerlo. Ten en cuenta que si no lo haces estarás sobrecargando la zona y el problema solo aumentará.

En el peor de los casos, se llegará a la cirugía por artroscopia para aliviar la articulación.

Sin embargo, si quieres evitar este último tratamiento y mejorar la situación a nivel general, ponte en contacto con nuestro equipo de expertos en fisioterapia. Es una técnica que ayudará a controlar la trocanteritis desde el principio.

El profesional explorará tu cadera para detectar cuál es el problema, además del diagnóstico previo. Después, aplicará distintas terapias para reducir la presión en el trocánter.

Desde Centres Cruz Navarro, te animamos a que cuentes con nosotros para tratar la trocanteritis y cualquier otra afección. En nuestras manos encontrarás el alivio que necesitas.