En otras ocasiones os hemos hablado acerca de las principales lesiones en zonas como las rodillas, la ingle, la planta del pie o el hombro. En las siguientes líneas, queremos hablarte de las principales lesiones en los gemelos y qué puedes hacer ante cada una de ellas.

¿Qué son los gemelos?

Los gemelos son los músculos que se encuentran en la parte posterior y más superficial de la pantorrilla, llamados tríceps sural. Está formado por el gastrocnemio, más grande, con dos cabezas y más superficial, y el sóleo, más profundo y bajo el gastrocnemio.

Tienen una forma ovalada y plana, aunque el gastrocnemio es más voluminoso. Reciben el nombre de “gemelos” porque presentan dos cabezas, una medial y una lateral.

Además, están considerados un músculo biauricular, lo que significa que atraviesa dos articulaciones: la primera, la rodilla, pues su origen está encima de ella, luego pasa por los cóndilos del fémur y se une en la parte inferior al calcáneo del tobillo gracias al denominado tendón de Aquiles.

Debido a su situación y características, sus funciones son:

  • Extender el pie.
  • Flexionar la pierna.
  • Sujetar y estabilizar la rodilla y el tobillo.

Principales lesiones en los gemelos

Los principales problemas y lesiones en los gemelos son:

  • Elongación o distensión del músculo, haciendo que pierda su resistencia y forma.
  • Calambres, alteraciones neuromusculares que generan una contracción del músculo.
  • Sobrecargas, son agarrotamientos de los músculos, con la sensación de que este se ha desplazado hacia la parte superior.
  • Contracturas, por una contracción involuntaria que produce endurecimiento del músculo.
  • Desgarros, rotura de fibras musculares.

Las lesiones de los gemelos se clasifican en tres grados según su gravedad. Los síntomas generales de estas son:

  • Dolor agudo y localizado, como un pinchazo.
  • Impotencia funcional según si el daño es parcial o total (puede ser imposible caminar sin que sea muy doloroso).
  • Inflamación o hinchazón.
  • Cambios en la estructura del músculo.
  • Aumento de la temperatura en la zona.

Tratamientos para las lesiones en los gemelos

Las lesiones en los gemelos suelen ser de gravedad leve o media, por lo que solo son necesarias algunas acciones como estas:

  • Reposo.
  • Colocar hielo cuatro veces al día por veinte minutos.
  • Aplicar gel analgésico y tomar antiinflamatorios.
  • Hacer uso de una pantorrillera de compresión.
  • Tras el suficiente reposo, y guiado por un fisioterapeuta, hacer ejercicios de fortalecimiento y estiramientos.

En casos graves, en que la estructura del gemelo y su funcionalidad se vea muy afectada, se procederá a la intervención quirúrgica.

¿Cómo prevenir las lesiones en los gemelos?

Para reducir el riesgo de padecer lesiones en los gemelos, que no solo pueden sufrir los deportistas, es importante tener en cuenta sus causas principales. Algunas de las cuestiones a tener en cuenta son las siguientes:

  • Cuidar los gemelos del frío y la humedad, ya que ante la falta de calor, los músculos pueden perder flexibilidad y dañarse. Además de elegir bien la vestimenta, será beneficioso realizar calentamiento y estiramientos.
  • Mantener una buena alimentación e hidratación para que los músculos dispongan de los nutrientes necesarios. Una mala nutrición de los músculos puede ser debida a problemas circulatorios.
  • Valorar si existe mala pisada o alteraciones de columna que puedan hacer forzar o sobrecargar los gemelos. También es importante contar con un buen calzado, que absorba los impactos.
  • Evitar forzarlos y que no se dé fatiga muscular.
  • Realizar ejercicio moderado y regular para mejorar su flexibilidad y tolerancia al esfuerzo.

En nuestro centro podemos tratar las lesiones de gemelos de diversas formas. Así que no dejes de pedir una cita con nuestro equipo.