¿Has oído hablar de la enfermedad de Dupuytren? Lo cierto es que no es una dolencia demasiado conocida. Por eso, desde Centres Cruz Navarro, expertos en fisioterapia en Barcelona queremos mostrarte en qué consiste y cómo se puede afrontar su tratamiento.

¿Qué es la enfermedad de Dupuytren?

La enfermedad de Dupuytren es una deformidad que aparece en la mano. Se da en una capa del tejido situado debajo de la piel de la palma de la mano. Se crean nudos en este tejido que después forman un cordón grueso que afectan a uno o más dedos cuando se encuentran flexionados.

Según vaya evolucionando la dolencia, lo habitual es que la piel se arrugue o tenga hoyuelos. Además, es posible que aparezca un bulto en la zona, que no provoque dolor.

Cuando esto ocurre, los dedos no se pueden estirar del todo, algo que dificulta el realizar diferentes actividades cotidianas, como estrechar la mano o ponerse unos guantes.

Lo habitual es que este problema se dé en los dedos que se encuentran situados más lejos del pulgar y lo sufren más los hombres a partir de los 40 años. Una vez que aparece esta dolencia, es importante buscar el tratamiento más adecuado.

Además, resulta vital tener en cuenta que la enfermedad ni se presenta siempre igual ni evoluciona de la misma manera. Por eso, es necesario controlar en todo momento cómo se va desarrollando.

¿Cuál es su origen?

Lo cierto es que por el momento se desconoce cuál es el origen de la enfermedad de Dupuytren. Al contrario de lo que se puede pensar, no parece que sea producida por una lesión ni por realizar un trabajo concreto o repetitivo.

Eso sí, se sospecha que existen algunos factores que incrementan el riesgo de sufrir esta enfermedad, son estos:

  • Edad. Esta dolencia se presenta sobre todo a partir de los 40 o 50 años.
  • Sexo. Alrededor del 80 % de los pacientes que sufren la enfermedad de Dupuytren son hombres.
  • Origen. Las personas que se originan de la Europa del Norte tienen más posibilidades de sufrir este problema.
  • Genética. En muchos casos, la enfermedad es hereditaria y tiene un origen genético.
  • Diabetes. Según diferentes estudios, las personas que sufren diabetes tienen más posibilidades de padecer la enfermedad de Dupuytren en algún momento de su vida.
  • Tabaco. Se cree que el consumo de tabaco está relacionado con un aumento de las posibilidades de sufrir la enfermedad de Dupuytren. La razón es que provoca pequeños daños en los vasos sanguíneos.
  • Alcohol. También el consumo de alcohol puede provocar la enfermedad por la misma razón que el tabaco.

¿Se puede curar?

En este momento, no existe un tratamiento que pueda curar la enfermedad de Dupuytren, aunque sí se puede tratar para aliviar sus síntomas y mejorar el estado del paciente.

¿Cuál es el tratamiento de la enfermedad de Dupuytren?

Si la enfermedad no dificulta la vida diaria del paciente, no es necesario seguir ningún tratamiento. Cuando sí lo hace, se puede optar por alguna de estas técnicas:

  • Punción. Se utiliza una aguja, que se inserta en la piel para romper el tejido que se ha formado. Después, se necesita hacer algo de fisioterapia para rehabilitar la zona.
  • Inyecciones de enzimas. Se inyectan unas encimas en el cordón para que se debilite y después el médico pueda romperlo. También se tendrá que rehabilitar la mano.
  • Cirugía. Si la enfermedad ha avanzado y afecta de forma notable a la movilidad de la mano, será necesario pasar por el quirófano. El resultado es mejor, pero se tendrá que afrontar un proceso de recuperación más largo.

La enfermedad de Dupuytren no es especialmente grave, pero sí debe ser controlada y tratada en algunos casos. Así que no dejes de hacerlo si la padeces. ¡Ponte en contacto con nosotros sin compromiso!